Buscar este blog

Cargando...

sábado, 25 de junio de 2016

La voz


Enamorarse de una voz
como dicen que hicieron quienes a Ulises  precedieron
Andar después sin paz por esa voz
como dicen que hicieron quienes a Ulises precedieron
Morir después al fin por esa voz
como dicen que hicieron quienes a Ulises precedieron
Olvidar esa voz
después
como han hecho fatalmente quienes de Ulises no aprendieron
no es lo mismo que hizo Ulises.
Que Ulises supo.

viernes, 17 de junio de 2016

El llamado


alguien lo llamaba
alguien lo pedía
alguien necesitaba o lo ansía o le pedía que fuera
hacia él
alguien esperaba esa flor caliente ese planeta
todo de luz y calor
sin sombra
alguien precisaba ese fuego ondulante del otro lado de los edificios
de lo contrario no se entiende
(o no se puede o yo me niego)
cómo es que se fue
gradualmente pero de golpe
tan así como si nunca
como si siempre
(y ya no)
tan sin consulta 

domingo, 12 de junio de 2016

Mi padre

a su memoria

Mi padre, dicen, galopó, siempre hacia adelante, una buena parte de su vida. Un día, amargamente, dicen, encontró su propia huella. Ese día, presumiblemente, se puso a volver.

jueves, 19 de mayo de 2016

El adyacente


escribir es demorarse
prorrogar
es postergar
el no del sí
es aducir una ausencia parcial
o provisoria
pero eterna mientras viva
una vuelta por los alrededores de sí
la casa en la adyacencia
vivir
una noche de bodas sin tregua ni fin
en los alrededores
del crimen sexual es un crimen
hospedado en la periferia
sin centro
sin sí
con horror a los puntos finales
a las pieles desnudas
con el asco infundado a las rosas
que se abren esperma es cansancio
quiero decirlo es cansancio
pegado a la vida es un asco
también
que si vamos no estamos
que a llegar si  ya no estamos
si ya no somos sino aptos a venir
y punto

jueves, 21 de abril de 2016

Alguien


A Laura, como todo

como todo
se me fue de las manos
yo no sé ni para qué las tengo
o bien son la estela visible del desgobierno
la huella registrable de todo lo que yo no puede hacer
porque otro lo hace
perdón
porque hay otro que hace lo que yo no quiero hacer
no voy a preguntar cuál de los dos escribe este poema
eso es absurdo
y además lo dijo otro
y en mi caso es tan pedestre
y es tan poco literario
más vale preguntarme vanamente qué quiere
qué busca
si prescinde de mí en todo
si me quiere
o qué relación existe entre los dos
yo sí puedo decir de él que resulta siempre ser lo más lo poco verdadero
lo falso es lo que traigo yo
cuando lo venzo
porque se deja vencer
así es perverso
más vale preguntarme cuántos metros antes de la muerte nos resignaremos
a ser la misma cosa
o a dejar de ser
una de dos
más vale preguntarme si es a él a quien le gusta Emily Dickinson
cuando no entiende
o si es él quien ha leído un poco en vano a Jacques Lacan
se es él quien ha creído un poco ciegamente en la fatalidad
en el lugar de lo ilegible
porque a mí todo se me va de las manos
yo no sé ni para qué las tengo
porque siempre termino igual
él sin tiempo
en cambio
sin espacio
haciendo y bien lo mismo siempre
sin falla
y yo sabiéndolo
pero detrás
que soy su sombra
a su vez que lo sostengo con un cuerpo pequeñito soy su sombra
y lo reflejo
soy el ave necesaria para ver el cielo desde adentro
soy la última centésima de ocaso
porque al sol lo trae él
y no solo
porque al sol lo trae y se lo lleva él


miércoles, 13 de abril de 2016

mi menor


si pongo mi menor en la guitarra
el resultado
bien puede ser
una canción de amor
celebratorio
del amor
o perdido
o por nacer quién sabe
o deseado
por qué no
o puede ser también una canción recordatoria
de ausencias
aparentes
nostalgias
no me gusta esa palabra
o festejante
de presencias
de realidad, digamos
porque el asunto bien puede ser reducido a dos cosas
pienso
quiero decir si es real
la cosa o no es real
y preguntarse no sé si vale la pena
porque uno sabe
ni bien vuelca en la guitarra el mi menor
si lo que viene te existe
o no
porque las cosas te existen
o no
y el mi menor las convoca
las crea quizá
las invoca
no sé
a veces con séptimas, novenas
y se le puede agregar, incluso
allá en lo agudo
la oncena
total la sexta sostiene
allá en lo alto, profunda
gruesa, grave
presente
sonora
tectónica
vibrante
¿irreal?
sostiene, digo
todo lo que venga
sea eso lo que sea
luego
en forma de acorde, bien puede ser
o de arpegio
las canciones de amor que la sigan
ya son otra cosa, eso es seguro
encima de ella
es como un viso, pienso
de irrealidad
tan almohada ella
que les da a las cosas
y a la vez
convincente
pues canta
y te convence
pues hace de la cosa la otra cosa
y entonces pregunto si existe
la cosa
y claro digo que existe
el error está en la pregunta
como siempre
el error está en la pregunta
que horada
no en la guitarra
no en la cuerda
no en el mi

jueves, 7 de abril de 2016

a mis deudos


tengo miedo
de pedirle a mis deudos
encarecidamente
que arrojen al fuego
completa
mi obra
y obedezcan
con honestidad
de decirles mi sueño
de morir inédito
de una buena vez
y ser creído
de veras
y comprendida la necesidad
y mi voluntad
que no fue oída en vida
por fin es complacida
de muerto
cuando no importa
o sí
tengo miedo
de dejarle a los cuervos
la carne empeñada
durante siglos
y siglos
en una hoja
que no merece
estoy seguro
la gloria de ser un libro
grande
ni el infierno
improbable
de ser oído
tampoco
o de no serlo